¿Quieres verla otra vez?

3 razones por las que amamos las películas infantiles

Hay personajes que se instalan en nuestro corazón. Nos recuerdan momentos especiales de nuestra vida o nos llevan a situaciones compartidas con familia y amigos que añoramos. Aunque hay películas especialmente hechas para niños y niñas, el cine nos conquista a todos por igual y hay historias que trascienden el género y la edad. Aquí vamos con 3 razones por las que todos amamos el cine infantil:

Nos permite reconectarnos con la magia.
Para los niños todo es nuevo y alucinante, disfrutan a pleno cada momento. Los adultos vamos perdiendo esa capacidad de conmovernos con la fantasía. Las películas infantiles nos devuelven ese mundo y nos dan la oportunidad de vivir una experiencia única junto a nuestros hijos.


Apasionarnos por una historia.
Los niños suelen volverse fans de un personaje, miran varias veces el mismo film y sienten genuina alegría cuando los ven. El cine infantil nos hace reír, nos permite ser un poco torpes y nos conquista con valores que son sensibles a todas las edades: el amor, la amistad, la justicia, entre otros.


Los héroes se hacen en la práctica.
En las películas infantiles hay una tendencia a reforzar valores y generar aprendizajes. Por eso, los personajes no son perfectos. A pesar de que hay buenos y malos, hay cierta humanización de los roles. Los protagonistas se equivocan, dudan, toman coraje, lo intentan, aprenden. Ver que el cambio es posible nos da esperanza y transmite un mensaje positivo.
Seguramente hay miles de razones más por las que amamos las películas infantiles. Para que puedas averiguar cuáles son las tuyas, disfruta esta Semana Santa en familia y no te pierdas el especial de TNT FEST. Del 2 al 5 de abril, vive un gran momento con las aventuras de los personajes más queridos del cine.

Dato TNT: Fue en el año 2001 cuando el premio Óscar a la Mejor Película de Animación fue creado como tal y la primera película que ganó en esa categoría fue "Shrek".
por TNT