GOLPE BAJO: EL JUEGO FINAL

Prisioneros y guardias se enfrentan en un partido de fútbol americano.

Filmada en una cárcel de Nuevo México, escenario de uno de los motines más graves en la historia de los  Estados Unidos, Peter Segal vuelve a dirigir a Adam Sandler, como lo hizo en "Locos de ira" y "Como si fuera la primera vez". En esta remake de un film de 1974, Paul Crece (Sandler), un famoso jugador de fútbol americano, es encarcelado por provocar un accidente de tránsito. En prisión conoce a un oficial que le propone un reto muy singular: que forme un equipo entre los prisioneros para enfrentarse al suyo, integrado por guardias. Un veterano entrenador -interpretado por Burt Reynolds, quien protagonizó la versión original- será su guía en un juego, duro y divertido (para el espectador), que puede ser el último.

por TNT